domingo, 30 de agosto de 2009

Musica , Chat y Amigos

Recientemente abrí un canal en esta dirección http://es.justin.tv/dixfran en la que compartimos con amigos de muchos países música en su mayoría romántica pero también bailable, por este medio doy a conocer grupos musicales ticos lo que ha llamado la intención a muchos compatriotas que están fuera del país. Realmente es conmovedor ver como la distancia no es barrera para contar con amigos de verdad.

Visítame cuando gustes y
a la vez puedes observar los videos cuando no estoy al aire.

Con Cariño

Dixiana





domingo, 14 de junio de 2009

Romantica por Siempre

Cuando era una niña, mi familia se reian de mi porque pasaba escuchando musica en cualquier tiempo libre que tenia, y eso nunca cambio. Sin embargo aunque considero que hay musica romantica bonita para mi gusto la musica del ayer es sin igual.

A los que pasamos de la 4 decadas nos es facil recordar talvez con un poquito de nostalgia artistas como Sandro, Raphael, Nino Bravo, Mary Triny, Rocio Durcal y los exelentes cantantes Italianos que son mis favoritos, Gigliola Cinquetti, Jianni Morandi y Fanco simone con su gran cancion Paisaje.

Al igual que la muñecas de vestir y los juegos de antes esta musica aunque a veces me llena de nostalgia tambien me hace volver a vivir.


video

viernes, 10 de abril de 2009

Muñecas para vestir...

En estos días de oseo encontre varios lugares en internet para distraerme, pero el que mas me a llamado la atencion asi como a mis hijas ya adultas y a mi preciosa Nieta Amanda, han sido las muñecas de vestir. Es increible como nos distrae el poder cambiar,peinar y maquillar a una muñeca aunque sea virtualmente.

Sinceramente les recomiendo estos LINKS si desean relajarse o inculcar a sus hijas en un juego sano y divertido. HAY QUE TIEMPOS AQUELLOS.

No titubes en hacerlo, estoy sergura de que divertiras!!

domingo, 29 de marzo de 2009

Descriminacion Laboral despues de los 40


Leí en un articulo de lo traumante que puede ser una entrevista de trabajo, mas si como yo pasamos de los 40 añitos.

Es cierto...jeje pero mas difícil y frustrante es cuando envías miles de currículos y ni siquiera tienen la cortesía de llamarte a ese entrevista.

Como ustedes saben, vivo en este país de costa rica, el que siempre he admirado y querido pero del cual hoy me siento muy decepcionada, porque no les brindan la oportunidad como a esta su servidora capaces de desempeñar un puesto con más responsabilidad y necesidad que un joven.

Cabe recalcar que me siento joven, y no considero que mi edad sea un obstáculo todo lo contario hace rato deje recibir mi periodo cada mes, por lo tanto no voy a tener más hijos, soy una mujer activa responsable dinámica y aun así no encuentro un trabajo. Aunque concluí el 5to año y tengo algunos estudios solo se fijan en mi edad... que decepción.

Se de muchos casos pero les contare en uno en especial que me llamo mucho al atención; Una mujer muy preparada. ella tiene varios títulos y certificaciones tanto nacionales como del extranjero en donde la acreditan para poder desempeñar un puesto importante dentro de la sociedad, con basta experiencia en administración de empresas y otros cargos gerenciales, y aunque ella a aplicado en diferentes puestos aún esta desempleada.

QUE SERA DE ESTAS PERSONAS INCLUYENDOME EN UN PAR DE MESES MAS, CUANDO LOS AHORROS SE ACABEN Y LOS RECIBOS POR PAGAR SIGAN LLEGANDO Y LLEGUE EL MOMENTO QUE SE AGOTE EN LA ALACENA HASTA EL ULTIMO GRANO.

Que pasa con esas empresas independientes que sus gerentes y administradores no piensan pasar de los 30 años. Insisto porque el mundo ha dejado de aplicar la empatía.


miércoles, 11 de marzo de 2009

Leucemia o Cancer infantil


video

El término “leucemia” se utiliza para denominar los tipos de cáncer que afectan a los glóbulos blancos (también llamados leucocitos). Cuando un niño padece leucemia, la médula ósea produce grandes cantidades de glóbulos blancos anormales. Estos glóbulos blancos se acumulan en la médula e inundan el flujo sanguíneo, pero no pueden cumplir adecuadamente la función de proteger al cuerpo contra enfermedades puesto que son defectuosas.

A medida que la leucemia avanza, el cáncer interfiere en la producción de otros tipos de células sanguíneas, incluidos los glóbulos rojos y las plaquetas. Como resultado de esto, aparece la anemia (bajo recuento de glóbulos rojos) y los problemas con hemorragias, además de un mayor riesgo de contraer infecciones debido a las anomalías de los glóbulos blancos.

En conjunto, los distintos tipos de leucemia son responsables de, aproximadamente, el 25% de los cánceres infantiles y afectan a alrededor de 2.200 jóvenes norteamericanos anualmente. Afortunadamente, las probabilidades de cura de la leucemia son muy buenas. Si reciben tratamiento, la mayoría de los niños que sufren de leucemia se liberan de la enfermedad y ésta nunca reaparece.

Tipos de leucemia infantil

En general, las leucemias se clasifican en agudas (se desarrollan rápidamente) y crónicas (se desarrollan lentamente). En los niños, aproximadamente el 98% de las leucemias son agudas.

Las leucemias infantiles agudas se subdividen en leucemia linfocítica aguda (LLA) y leucemia mieloide aguda (LMA). Esta clasificación depende de si se ven afectados ciertos glóbulos blancos ligados a la defensa

inmunológica, que reciben el nombre de linfocitos.

Aproximadamente el 60% de los niños que padecen leucemia sufren de leucemia linfocítica aguda y alrededor del 38%, de leucemia mieloide aguda. Si bien también se han detectado casos de leucemia mieloide crónica (de crecimiento lento) en niños, se trata de una enfermedad muy poco común, responsable de menos de 50 casos de leucemia infantil al año en los Estados Unidos.

Los síntomas de la leucemia

Dado que en los niños que padecen leuce

mia, los glóbulos blancos, que son los encargados de luchar contra las infecciones, presentan defectos, estos niños pueden experimentar mayores episodios de fiebre e infecciones.

También pueden sufrir de anemia porque la leucemia afecta la producción de glóbulos rojos (que transportan oxígeno) por parte de la médula espinal. Estos factores hacen que los niños luzcan pálidos y es posible que se cansen demasiado y se queden sin aire al jugar.

Los niños que tienen leucemia también pueden sangrar y hacerse moretones con mucha facilidad, experimentan sangrado frecuente en la nariz o sangran por un tiempo demasiado prolongado después de una herida leve. Esto se debe a que la leucemia destruye la capacidad de la médula de producir plaquetas, que son las encargadas de la coagulación.

La leucemia también puede presentarse con los siguientes síntomas:

  • Dolor en los huesos o las articulaciones, en ocasiones, con cojera,
  • Inflamación de los ganglios linfáticos en el cuello, la ingle o en otras partes del cuerpo,
  • Una sensación anormal de cansancio y
  • Falta de apetito.

En aproximadamente el 12% de los niños con LMA y el 6% de los niños con LLA, la propagación de la leucemia al cerebro provoca dolores de cabeza, convulsiones, problemas de equilibrio y visión anormal. Si la LLA se extiende a los ganglios linfáticos ubicados en el tórax, el agrandamiento de éstos puede ejercer presión en la traquea y algunos vasos sanguíneos importantes, lo cual provoca problemas para respirar y dificulta el flujo sanguíneo hacia el corazón y desde éste.

Diagnóstico de la leucemia

El médico de su hijo realizará un examen físico en busca de señales de infección, anemia, sangrado anormal y ganglios linfáticos inflamados. El médico también palpará el abdomen de su hijo para ver si el hígado o el bazo están agrandados ya que esto puede ocurrir como consecuencia de algunos cánceres en niños. Además de realizar un examen físico, el médico le preguntará si tiene alguna preocupación o si ha detectado algún síntoma. También estará interesado en el historial de salud del niño y en el de su familia, en los medicamentos que está tomando, si tiene alergias y otros detalles de importancia. Esto es lo que se denomina “historia clínica”.

Después del examen, el médico solicitará un recuento sanguíneo completo para medir la cantidad de glóbulos blancos, glóbulos rojos y plaquetas presentes en la sangre de su hijo. También se examinará una muestra de sangre en el microscopio en busca de algunos tipos específicos de células sanguíneas anormales que suelen estar presentes en pacientes que sufren de leucemia. Además, se verificarán las características químicas de la sangre.

Después, según los resultados del examen físico y de los análisis de sangre preliminares de su hijo, es posible que se solicite lo siguiente:

  • una aspiración y biopsia de la médula espinal, para lo cual se toman muestras de la médula ósea (en general, de la parte posterior de la cadera) para su análisis;

  • una biopsia de los ganglios linfáticos, para lo cual se extraen algunos ganglios y se los examina bajo el microscopio en busca de células anormales;

  • una punción lumbar, para lo cual se extrae una muestra del líquido raquídeo de la parte inferior de la espalda y se la examina en busca de células anormales. Esta punción demostrará si la leucemia ha alcanzado el sistema nervioso central (cerebro y médula espinal).

Se examinan las muestras de médula ósea y ganglios linfáticos, y se realizan pruebas adicionales a fin de determinar el tipo específico de leucemia. Además de estas pruebas de laboratorio básicas, también suelen realizarse evaluaciones de las células, que incluyen estudios genéticos que permiten distinguir tipos específicos de leucemia, además de ciertas características de las células afectadas por la leucemia. Cuando los procedimientos a los que deben someterse son dolorosos, los niños reciben anestesia o sedantes.

Tratamiento de la leucemia

Algunas características de los niños que padecen leucemia, como la edad y el recuento inicial de glóbulos blancos, permiten determinar la intensidad necesaria del tratamiento para lograr mayores probabilidades de cura. Si bien todos los niños con LLA reciben un tratamiento de quimioterapia, las dosis y las combinaciones de drogas pueden ser diferentes.

A fin de reducir las probabilidades de que la leucemia ataque el sistema nervioso central del niño, los pacientes reciben quimioterapia intratecal, que es la administración de medicamentos contra el cáncer a través del líquido cefalorraquídeo que rodea al cerebro y la médula espinal. En algunos pacientes de alto riesgo, es posible combinar la quimioterapia intratecal con tratamientos de radiación, en los que se utilizan rayos de alta intensidad para reducir el tamaño de los tumores y evitar el crecimiento de las células cancerígenas. Después, los niños deben ser controlados de cerca por un oncólogo infantil, que es un especialista en cáncer en niños.

Una vez iniciado el tratamiento, el objetivo es lograr la remisión de la leucemia (ausencia de evidencia de células de cáncer en el cuerpo). Una vez lograda la remisión, suele utilizarse una quimioterapia de mantenimiento para asegurar la remisión en el niño. La quimioterapia de mantenimiento se administra en ciclos durante un período de 2 a 3 años con el fin de evitar la reaparición del cáncer. Si no se administra esta quimioterapia adicional, la leucemia casi siempre vuelve a aparecer. A veces, el cáncer reaparece aun cuando se ha administrado la quimioterapia de mantenimiento. En esos casos, es necesario utilizar otras formas de quimioterapia.

En ocasiones, es posible que sea necesario realizar un transplante de médula además de (o en lugar de) la quimioterapia. Todo depende del tipo de leucemia. Durante un trasplante de médula ósea, se coloca médula ósea sana en el cuerpo del niño.

La quimioterapia intensiva para la leucemia tiene algunos efectos secundarios de corto plazo, como la caída del cabello, las náuseas y los vómitos, y la posibilidad de tener algunos problemas de salud en el futuro. Si su hijo recibe tratamiento contra la leucemia, el equipo encargado del tratamiento contra el cáncer controlará atentamente a su hijo para detectar la presencia de estos efectos secundarios.

Pero si se realiza el tratamiento adecuado, el pronóstico de los niños que padecen leucemia es muy bueno. En algunas formas de leucemia infantil, el porcentaje de remisión alcanza el 90%. Todos los niños necesitan, después, quimioterapia de mantenimiento regular y otros tratamientos a fin de continuar sin cáncer. El porcentaje de cura general varía según las características específicas de la enfermedad del niño. La mayoría de las leucemias infantiles tienen un porcentaje de remisión muy elevado. Y la mayoría de los niños se pueden curar, es decir lograr una remisión permanente, de la enfermedad.